17 de agosto de 2011

Cupcakes de café y chocolate

Preparar estos cupcakes fue algo inevitable y casi irresistible (qué novedad, no? jaja). Durante estas dos últimas semanas varias personas me comentaron que iban a preparar cupcakes y cada vez que lo comentaban algo en mi interior me pedía que yo también los hiciera... Intenté ser fuerte y no caer en la tentación, más que nada por que no quería fastidiar el intento de dieta que llevo desde que comenzó el verano...

Y como podéis ver, no lo conseguí...
Al menos fui capaz de encontrar una excusa para prepararlos: mi cuñada venía a mi casa a cortarme el pelo y que menos que obsequiarla con una rica merienda ¿verdad? Y como sobraron unos cuantos, el martes llevé algunos como desayuno a mis compañeras, así me sentía menos culpable... :-P  ¡menos mal que les gustaron a todas!

La base es un poco más consistente que la de los otros que suelo hacer pero tiene un riquísimo sabor a café que, junto con el toque del chocolate, los convierte en unos cupcakes buenísimos para desayunar o merendar ¿no creéis?

Aunque hice algunas modificaciones, la receta para la base la cogí de los cupcakes de café de El Rincón de Bea y el frosting del blog Objetivo: cupcake perfecto

 Ingredientes para la base (para 12 unidades)
  • 150 gr. de margarina
  • 150 gr. de azúcar
  • 150 gr. de harina de repostería
  • 1 cucharada de café instantáneo descafeinado
  • 1 cucharada de agua hirviendo
  • 2 cucharadas de levadura en polvo
  • 3 huevos
 Ingredientes para el frosting
  • 125 gr. de chocolate
  • 80 gr. de margarina
  • 20 gr. de azúcar glass
  • 1 cucharada de leche semidesnatada o nata
  • Sprinkles o cualquier decoración que os guste
      Preparación

    Pon a calentar el horno a 180ºC y prepara los papeles en la bandeja.

    Tamiza la harina junto con la levadura y reserva.

    Disuelve el café en el agua y resérvalo.

    Mezcla la margarina con el azúcar hasta que te quede una masa suave y homogénea.
    Bate los huevos un poco y añádelos a la masa junto con el café que preparaste antes. Bate todos los ingredientes (si lo haces a mano, con energía jeje) y no te asustes si parece que se ha cortado la mantequilla.
    Sin dejar de batir, ves añadiendo la harina poco a poco para que no se creen grumos. Debería quedarte una masa homogénea de color toffee y con una textura suave.
    Reparte la masa entre los moldes sin llenarlos más de las 3/4 partes y mételos en el horno unos 18 minutos o hasta que los pinches con un palillo y salga limpio.

    Dejalos reposar 5 minutos sobre la bandeja y luego pásalos a una rejilla para que se enfríen.
    Una vez estén fríos podemos continuar con la cubierta del cupcake o frosting.

    Derrite el chocolate en el microondas o al baño maría y deja que se temple. Procura que no se enfríe del todo ya que volverá a ponerse duro.

    Bate la mantequilla, el azúcar glass y la leche o nata hasta que esté todo bien mezclado y añade el chocolate. Una vez mezclado, puedes colocarlo en una manga para decorar, aunque te recomiendo que uses una espátula ya que queda más parecido a una cobertura.

    Decóralos con lo que más te guste y, si tienes paciencia, mételos en el frigorífico para que el chocolate se quede más duro.

    10 comentarios:

    1. Deliciosos! Me comía ahora un par de ellos! :D
      Un beso!

      ResponderEliminar
    2. Nunca me he atrevido con los cupcakes , pero la verdad es que me tientan mucho , no se cuanto me podré resistir. Encima de chocolate, tienen una pinta fantástica.
      Besotes

      ResponderEliminar
    3. No te preocupes que varias hemos caido al ver tus cupcakes! para intentar hacer dieta como es debido no tendriamos que tener blogs como el tuyo de pecadores :-D besitosss, me encantaron!

      ResponderEliminar
    4. Claro y ahora me siento yo culpable por no haber publicado nada de cupcakes! :D
      A ver si me animo, aunque con café no puedo, que en mi casa no gusta demasiado.
      Te han quedado preciosos!

      Besos.

      GustoCocina - María G.

      ResponderEliminar
    5. ¡¡Madre, qué pinta!! Qué buen recibimiento me has hecho, recibirme con estos cupcakes ha sido todo un detalle por tu parte!! ;-) ¡Tienen una pinta estupenda, y ya imagino que todos habrán disfrutado comiéndolos! Menos mñas que los puedes repartir. Yo a veces no puedo y lo paso fatal viéndolo un día tras otro en mi cocina... ;-)

      Jajaja, siento decirte que te has metido en un viaje sin retorno y ya no podrás parar de hacer cupcakes, ¡lo siento! ;-) Tengo ganas yo de hacerlos de café o tiramisú... A ver si para la próxima...

      Besotes

      ResponderEliminar
    6. Hummmmm que ricos tienen que estar,si que son una tentación, cuando los haces o los repartes o caen uno trás otro.
      Tengo el mismo botecito de Sprinklees que tú , es tan rosa que me encanta¿a que si?
      besotes

      ResponderEliminar
    7. ¡Muchas gracias a todas! Como veo que al final todas acabamos pensando igual, os dejo uno para cada una :P

      Maky, María: a mi también me costó muchísimo decidirme, pero una vez que empiezas ya veréis como no vais a poder parar de prepararlos XD

      Magdalena, sabía que volvías, por eso los preparé ;) jajaja ya he visto que disfrutaste de las vacaciones y la familia! ¡Qué suerte!

      Silvia, sí! Estaba pensando con qué decorarlos mientras cotilleaba por el súper, vi ese botecito y no pude resistirme jajaja queda todo precioso!

      Muchos besos

      ResponderEliminar
    8. Tienen una pinta estupenda, me quedo por tú blogs viendo algunas de tus recetas.
      Un beso.

      ResponderEliminar
    9. ¡Café y chocolate! ¡Me encanta! Lo que daría ahora mismo por tomarme uno...

      Besos,

      ResponderEliminar
    10. Que deliciosos ,para chuparse los dedos .Un abrazo!!

      ResponderEliminar

    ¡Muchas gracias por tu comentario!

    Leo y agradezco cada uno de ellos ya que gracias a vuestras palabras consigo aprender un poquito más.

    Si prefieres un e-mail, también puedes escribirme a elrecetariodeladyhalcon@gmail.com

    Un abrazo

    Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...